El secretario general del Suteba sostuvo que el ministro de Educación, Alejandro Finocchiaro, “ha tenido actitudes agresivas, expresiones violentas”, que no están a la altura de su cargo. Organizaciones sociales llevaron al gobierno ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos por vulnerar los derechos de los trabajadores.

Hasta ahora el ministro (de Educación, Alejandro) Finocchiaro, deja bastante que desear”, señaló Roberto Baradel, quien explicó que el funcionario nacional “ha tenido actitudes agresivas, expresiones violentas que no están a la altura de un ministro de Educación, sobre todo cuando trabajamos un cuadernillo en las escuelas con la desaparición de Santiago Maldonado”.

El secretario general del Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba) remarcó en diálogo con Va Con Firma que, el ministro, “hasta ahora no nos ha convocado y tiene la decisión de no convocar a la paritaria nacional”.

“Creo que deben rever esa decisión; nosotros vamos a pedirle una reunión al ministro (de Trabajo Jorge) Triaca ya que tienen que cambiar esa posición porque no es propio de gobiernos democráticos; la paritaria es una ley y la tienen que cumplir”, remató el dirigente gremial docente.

La discusión por el pedido para que el gobierno de Mauricio Macri llame a paritarias nacionales docentes llevó varios meses de conflicto durante este año, que incluyeron paros y marchas en todo el país, y aún siguen sin ser convocadas.

El gremialista destacó que “uno de los planteos” que realizaron el lunes ante la CIDH fue “el tema de la falta de la convocatoria a la paritaria nacional y la represión a la escuela itinerante”.

“Ojalá que el gobierno cambie la actitud y no elija confrontar con los docentes como ha hecho hasta ahora”, indicó y agregó que “tiene que entender que hay una representación que democráticamente han elegido los docentes y tiene que sentarse a discutir así como se sienta con cualquier gremio en el marco de paritarias libres”.

Baradel junto a la Asociación de Abogados Laboralistas, la CTA de los Trabajadores, la CTA Autónoma, Aceiteros, ATE, Metrodelegados y la Asociación Nacional de Jueces y Juezas del Trabajo realizaron una denuncia contra el gobierno nacional ante la CIDH por la persecución y el atropello a los derechos de los trabajadores en el marco de las audiencias públicas del 165 período de sesiones de la comisión que se realizó el lunes en Montevideo, Uruguay.

“Es una presentación novedosa cuya iniciativa fue tomada por el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) donde se plantea la violación al Estado de Derecho o irregularidades con respecto al ejercicio sindical por parte del gobierno; irregularidades en cuanto a impedir el ejercicio sindical y la libertad sindical, y el reclamo y defensa de los derechos de los trabajadores”, expresó Baradel.

Y agregó que el ataque que “venimos sufriendo aquellos que reclamamos en defensa del derecho a los trabajadores” es una “clara violación a los derechos humanos”.

Como ejemplos citó “en el caso nuestro en la provincia de Buenos Aires, la estigmatización, el intento de quita de personería” gremial, la amenaza de “poner voluntarios cuando estábamos haciendo la huelga, el intento de cobro de multas millonarias”, y el ataque que recibió “por parte del presidente de la Nación” cuando dijo en el inicio de las sesiones legislativas que ‘Baradel no necesita nadie que lo cuide’ “cuando había amenazas concretas de muerte denunciadas en el juzgado”.

Denunciaron la represión en Pepsico, la situación de los docentes en Tierra del Fuego y “la situación del secretario general de ATE Río Negro que tiene tres causas y lo llevaron detenido”; como un conjunto de “acciones que lleva adelante el Estado y que violentan el libre ejercicio de la defensa de los derechos colectivos, que es la acción sindical”.

Baradel aclaró que tienen un ámbito como la Organización Internacional del Trabajo para realizar este tipo de denuncias “pero lo novedoso es que el CELS encontró un camino que es plantear que la defensa de los derechos laborales es la defensa de los derechos humanos”.

“Un delegado o un dirigente sindical, que ejerce la defensa de los derechos colectivos, está también defendiendo la plena vigencia de los derechos humanos porque los derechos de los trabajadores son parte de los derechos humanos y por eso la CIDH nos ha tomado esta denuncia”, concluyó.

Reformas del gobierno

Sobre el paquete de reformas que anunció el presidente Macri y por el cual se va a realizar una primera reunión con diversos sectores sociales el lunes en el CCK, Baradel dijo que “no las veo bien” y destacó que “cuando en el coloquio IDEA los empresarios reclamaban a gritos reforma laboral, lo que estaban pidiendo era quitarle derechos a los trabajadores para que puedan seguir maximizando sus ganancias”.

El gremialista aclaró que “les propondría a los empresarios que empecemos a discutir las ganancias que se están llevando empresas como las de (Paolo) Rocca, o como Mercado Libre, y ahí vamos a ver que no se necesita quitar derechos de los trabajadores” sino que “en todo caso los argentinos necesitamos que esas empresas que ganan miles y miles de millones de dólares aporten más al bienestar del país”.

Baradel reafirmó la “postura de defender a los trabajadores” y señaló la vocación para “hablar y dialogar con la pequeña y mediana empresa, con los pequeños productores, con los comerciantes porque también están afectados por las políticas del gobierno”.

“Si hay menos trabajo, apertura indiscriminada de las importaciones y hay reducción de los salarios la que se perjudica es la pequeña y la mediana empresa, el comerciante, al igual que los trabajadores; hay que hacer un planteo integral y que el gobierno nos escuche”.

Y criticó la convocatoria del ministro de Trabajo Jorge Triaca al triunviro de la CGT para hablar de las reformas y “no a la CTA para discutir estos temas”.

(*) Fuente: Va con firma

https://i0.wp.com/www.diariometannoticias.com/zferjui/pwcontt/uploads/2017/10/Roberto-Baradel.jpg?fit=600%2C350https://i0.wp.com/www.diariometannoticias.com/zferjui/pwcontt/uploads/2017/10/Roberto-Baradel.jpg?resize=150%2C150Alejandro AsisNacionales
 El secretario general del Suteba sostuvo que el ministro de Educación, Alejandro Finocchiaro, “ha tenido actitudes agresivas, expresiones violentas”, que no están a la altura de su cargo. Organizaciones sociales llevaron al gobierno ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos por vulnerar los derechos de los trabajadores. Hasta ahora el...